viernes, 15 de agosto de 2008

NO HAY NADIE CONMIGO


Todo el mundo de vacaciones.
Y yo sola en casa, es lo que tiene querer ser fiel a un pacto.
No hay teléfono, no hay chat, no hay linea directa a ti.
pero ya lo sabia y lo acepte, quizás ahora ya no lo tengo tan claro.
Mientras tu estas jugando a la familia feliz yo me quedo en casa jodida, no me esta gustando demasiado ese juego. Creo que voy a romper las normas.
Esto parece un contrato a un solo bando, yo no saco nada de esta situación, mas que empezarme a odiar por consentir lo que no quiero.
Creo que no habrá vuelta después de vacaciones, creo que yo me merezco mucho mas que estar esperando.

13 comentarios:

Striper dijo...

A veces las esperas valen la pena lo bueno se hace esperar y tu eres buena no?

Sara dijo...

STRIPER
Yo soy buena muy buena, quizas demasiado para segun quien.......
Tu eres bueno, entonces sabras de lo que hablo.
Besos.

Sara dijo...

STRIPER
Pero empiezo a tener vocación de mala, malisima, jajajajajaja.
Besos.

Gattaca dijo...

Ay Sara!
En este momento te entiendo mas de lo que querría o debería entenderte!
Que estúpida me siento esperando que acaben las vacaciones de otros...
En fin, que no te quedes en casa sola, sal y diviértete anda! No hagas como yo que no muevo el culo de casa jajaja aix! Que fácil es aconsejar leches!!!

Sara dijo...

Gattaca
pues empieza a menear tu culo tambien!!!!!.
Pero recuerda que este blog es pura imaginación....mi vida puede ser peor, jajajajaja.
besos.

Striper dijo...

Sara creo que ahora tienes una piedra en tu tejado.

Sara dijo...

STRIPER
No he entendido lo de la piedra!!!.
Puedes especificar, por fa!!!.
besos y mas.

Striper dijo...

Mira tu correo!!!

Mencía dijo...

Lo jodido es recordar esa voluntad de no seguir esperando cuando lo vuelves a tener delante jajajajaja

Besos linda

horabaixa dijo...

Hola Sara,

Jugar a la familia feliz tampoco es sencillo.

Ninguna de las dos opciones, cuando se juntan, son situaciones faciles.

Los sentimientos no entienden de normas.

menta fresca dijo...

Hola Sara,
pues que ahora no tengo NADA que me guste mucho.
Mi vida depende de demasiadas cosas externas a ella, en estos momentos y desde hace demasiados años ya, que NADA me atrevo ya a que me guste, todo se lo llevan, me lo quitan, me lo arrebatan y así me he quedado yo, ya lo habras ido leyendo en mi blog.
Gràcias por tus comentarios.
Sea cierto o no el post, nadie tiene derecho a opinar sobre ello, pero esas situaciones deberian estar prohibidas, si es que no hay intereses de por medio.
Un abrazo.

Duende dijo...

Es lo que tienen los pactos, muchas veces se hacen sin leer la letra pequeña, sin pararse a pensar de verdad en todas las condiciones, y en donde se establece el límite.
abrazos, y gracias por tu visita.

El callejón de los negros dijo...

Es que ese pacto no está equilibrado. Recuerda siempre que nunca tienes que ser "la otra".
Nunca mais debe ocurrir. VUELA

Antonio