sábado, 13 de diciembre de 2008

Encadenada

Encadenada a tu deseo, atada a tus anhelos,
intentando descifrar el por que de esta ansia.
La cabeza en desacuerdo con el cuerpo,
despierto al final, después de un interminable
letargo.
Miedo a lo desconocido, pavor de no poder
de no saber, descubrirlo.
Culpabilidad de saberme viva y
al mismo tiempo, feliz de saberte
cerca.
Nada quiero, nada te pido......
no me pidas, por que no se si podre
contenerme.
Atada me tienes a tus palabras
atada al objetivo de tus pupilas.
No quiero ni pensar
en la suavidad de tus manos.
Tu voz susurrando,
y toda yo temblando.
Susurrame.......
solo deseo.

6 comentarios:

Catman dijo...

ansiando la oportunidad
de un encuentro
anhelando tener tus ojos
frente a mi
poder descubrir tu sonrisa
sin miedo
deseando morder tus labios
con deseo
no se que pasa por tu cabeza
pero quiero susurrar
en tu oido, solo para ti
aquello que tanto deseas
y acariciar
una y otra vez
lograr que te estremezcas
conmigo

Mencía dijo...

Ummmmmmmmmmmm ....

Sarita Sarita que ¿ya no estarás tan sola? jejejejeje

Besos linda.

Esperemos susurros pues.

Striper dijo...

Preciosa lectura i con una chispa de ilusion.

lisebe dijo...

Guau después de leer lo que te ha escrito Catman cualquiera se pone a divagar Sarita!!

Esperemos que la soledad no sea algo necesario sino escogido pero ya veo que no es el caso o síiii!

Muchos besos cielito.

Bon Nadal

Gattaca dijo...

Uff, niñaaa! que se me han puesto los pelos como escarpias!
Ultimamente me siento así también, atada y encadenada^^

Besos Sarita:)

imaging68 dijo...

No te contengas, por favor... Tú, al deseo...
Besazos encendidos...